Ventas y exportación de vino español se ve afectado por el aumento de la cosecha mundial

Posted by

España en la actualidad es el primer país en exportar vino a nivel mundial, y en lo interno es el país que consume en promedio el 82% del gas natural que produce, por ello no es extraño ver como se incrementa el contratar gas natural para uso convencional. 

El 2018 cerró con una campaña de vino de las mejores registradas en los últimos años a nivel mundial, incrementandose la producción a 282 millones de hectolitros. Sin embargo respecto al consumo de vino se observó un retroceso llegando a 244 millones de hectolitros. Estas cifras de oferta y la demanda con desajustes está amenazando la exportación de vino español, generando caída en sus ventas que impulsará la rebaja de los precios y por ende se verá afectada la rentabilidad del sector.

Esta gran cosecha mundial se ha dado en forma general, y con mas volúmenes en los principales países productores. Países como Francia con un incremento de su producción  en un 25% (46 millones de hectolitros) y España con un incremento de su producción de un 30% (41 millones de hectolitros) puntean el liderazgo del sector. Le sigue Italia con un incremento de su producción cercano al 16 % (48,5 millones de hectolitros). Si se revisa los incrementos de países fuera de la Unión Europea, encontramos las cosechas en Estados Unidos (23 millones de hectolitros), Argentina (14,5 millones de hectolitros) y Chile (13 millones de hectolitros).

España en los últimos años registraba producciones anuales de 40 millones de hectolitros pero con un consumo interno en baja y estancado en unos 10 millones de hectolitros. Para salir de este desajuste encontró como medida la exportación pero con bajos precios. Con esto evitó el estrangulamiento del mercado convirtiéndose en primer país en exportar vino con promedios sobre los 22,5 y los 24 millones de hectolitros, respecto a lo comercializado a nivel mundial que ronda los 105 millones. El destino final de exportación es para el mercado comunitario, con ventas a granel, de los cuales 5 millones de hectolitros son para Francia, 3,5 millones para Alemania y 2,2 millones para Portugal.

Sin embargo, la gran producción de 2018 que se generó en Francia e Italia probablemente produzca una reducción de las ventas a esos dos países y mayor competencia en otros mercados donde compite, lo que traerá como consecuencia el tener que rebajar los precios,  para de esta manera poder mantener los volúmenes de ventas y garantizar la rentabilidad. Pero traerá efectos negativos, ya que España no tiene un margen elevado en lo que respecta a precios. 

La exportación de vino española, aun cuando lidera el mercado mundial, solo permite ingresar en promedio unos 3.000 millones de euros respecto a los 9.000 millones de euros que ingresa Francia o los 6.000 millones de euros que ingresa Italia. Así mismo la venta de vino a granel de España siempre ha estado por encima del 50% del total de la exportación, pero con precios por debajo de los 0,50 euros por litro. Para el año 2017 los precios promedios por concepto de exportaciones de vino español se situó 1,2 euros por litro, estando lo bastante lejos de lo que vende Francia (6,07 euros por litro), Nueva Zelanda (4,30 euros por litro) y Estados Unidos (3,69 euros por litro).

El panorama en este año no es nada favorable para la exportación de vino español, dado al incremento de excedentes, lo que se traducirá en menos ventas a granel y menores precios de venta.